El potencial de los bosques para proporcionar los medicamentos milagrosos del futuro: un argumento menos conocido para la conservación de la selva tropical

National Geographic ha utilizado con acierto muchos argumentos para hacer ver la importancia de la protección de la selva tropical, por ejemplo, ha estimado que un área del tamaño de Panamá sufre deforestación en el mundo cada año. Aunque se ha logrado cierto éxito contra la deforestación, sobre todo en el estado brasileño de Amazonas, la deforestación legal impulsada por la demanda para el pastoreo de ganado y la explotación forestal se ve agravada por la deforestación ilegal.

Un argumento menos conocido para la conservación de la selva tropical es que las selvas tropicales contienen el potencial de importantes avances farmacéuticos. La etnobotánica ya está bien establecida con  la quina calisaia (contra la malaria), la capuchina (antibiótico) e incluso la  Stevia (sustituto del azúcar) ya en el uso diario. Otras plantas como la Uña de Gato se están probando para su uso en el cáncer y tratamientos para el SIDA. Como reservorios de recursos genéticos únicos, los bosques tropicales son la clave para generar más medicamentos a gran escala que salven vidas.

A la selva se le llama “el último laboratorio químico”, con las especies residentes en evolución de varias defensas químicas para asegurar la supervivencia en el duro mundo de la selección natural. Han estado sintetizando estos compuestos por millones de años para protegerse  contra depredadores, infecciones, plagas y enfermedades. Esto hace que especies de la selva tengan una excelente reserva de medicamentos y plantillas químicas con los que los investigadores pueden crear nuevos medicamentos.

Las plantas de la selva ya han proporcionado una serie de recursos y van a dar más. El setenta por ciento de las plantas que cuentan con características contra el cáncer según el Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos se encuentran sólo en la selva tropical. En la Península de Yucatán, por ejemplo, de 2.400 especies locales, un tercio de la flora regional puede ser utilizado con fines medicinales.

Los beneficios económicos de los medicamentos de mayor éxito son enormes al igual que sus beneficios para la humanidad. El valor de la preservación de la selva tropical sólo por esta razón es muy valiosa. El reto será trabajar con las comunidades locales para analizar, probar, y restablecer las poblaciones de plantas, mientras que se comparten las ganancias equitativamente. Después de todo, nuestra vida podría depender de ello.

Para ver un proyecto  de selva tropical pinche aquí

ALLCOT